Multas de cien euros a conductores que llevan mal puesta la mascarilla en el coche

Multas de cien euros a conductores que llevan mal puesta la mascarilla en el coche

Multas de cien euros a conductores que llevan mal puesta la mascarilla en el coche, para quien no tome precauciones con el uso de la mascarilla en los casos que resulta obligatoria para evitar multas.

La fase 1 de la desescalada trae cambios de relevancia en el uso de los transportes privados para todas aquellas provincias, islas o zonas sanitarias que se encuentran en esta situación.

Las familias o las personas que convivan en el mismo domicilio podrán ocupar todas las plazas de un vehículo sin necesidad de hacer uso de las mascarillas.

Se entiende que al convivir juntas no existe un peligro de contagio.

Pero esto cambia cuando se quiere trasladar o compartir vehículo con otros amigos o familiares ajenos al domicilio. En este caso la norma es que viajen dos personas por cada fila de asientos.

En el caso de un turismo serían cuatro personas.

Además, el uso de la mascarilla para todos sus ocupantes es obligatorio en este caso y se insta a respetar lo máximo posible la distancia de seguridad.

Es decir, que cada persona vaya pegada a su ventana.

El artículo 18.1 del Reglamento General de Circulación considera como falta leve, con una multa económica de alrededor de 100 euros, cualquier elemento que impida mantener la “propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción”.

Por lo tanto, el conductor puede ser multado en un control de tráfico por el agente de la autoridad si considera que el uso de la mascarilla impide cualquiera de estas acciones.

Se debe evitar que pueda interpretarse que la mala colocación de la tela o su tamaño puede acabar en problemas que supongan la pérdida de capacidades para la conducción.

Esto es, que se pueda concluir que el mal uso de la mascarilla puede conllevar problemas de visión y generar una situación de estrés al conductor.

Fuente: El Confidencial

Sobre el Autor:

José Pedro Martín Escolar
Licenciado en Derecho, Máster en Asesoría Fiscal y Abogado colegiado. Más de 15 años de experiencia en la dirección de Despachos Profesionales. Inversor en startups tecnológicas y fundador de Rosetta Advisor y del Centro de Innovación de Despachos Profesionales.

Deja tu comentario