Las ayudas a la cultura

Las ayudas a la cultura

El Gobierno aprobó ayer por decreto ley la inversión de 20 millones de euros en un fondo de garantías para las prometidas ayudas a la cultura que permitirá un volumen crediticio blando de 780 millones de euros.

Ese capital espera paliar el parón de la industria cultural ocasionado por la crisis del coronavirus y se sumará a la inversión directa de varias partidas por valor de 62,5 millones de euros.

Las dos vías de supervivencia que se abren para este sector son las del subsdio de desempleo, ampliado ayer para las industrias culturales, y el crédito que gestionará una entidad financiera llamada Crea SGR.

Crea SGR es una sociedad de garantía recíproca, una entidad privada cuyos principales accionistas son el Instituto de Ciencias y Artes Audiovisuales, Egeda y el Ayuntamiento de Madrid.

La medida es un cambio sobre las expectativas del sector, que desde finales de marzo esperaba del Gobierno una inversión directa que se tradujera en ayudas sin retorno para sus empresas y profesionales.

El ministro de Cultura y Deporte, José Manuel Rodríguez Uribes, se refirió a esa partida a finales de marzo y la discutió con los representantes de las industrias y con la ministra de Hacienda durante más de un mes.

Los 20 millones de euros permitirán que los interesados puedan negociar en sus bancos vía Crea GDR créditos con demora que vendrán avalados por el Estado.

La expectativa optimista es que esta línea de crédito sirva para reiniciar la actividad cultural y que esta liquidez llegue también a los particulares ya que los profesionales tendrán trabajo si las empresas funcionan.

Jesús Cimarro, representante de los profesionales teatrales en la negociación con el Estado, ha valorado positivamente la medida porque complementa a la ampliación de la prestación de desempleo.

En lo que al cine respecta, todos se sienten escuchados y reconocen una nueva actitud del Ministerio. Para los productores, lo básico era solucionar de manera urgente el problema de liquidez derivado del parón general.

Los exhibidores, en la misma medida, se sienten satisfechos por ser la primera vez que las salas de cine gozan de una subvención directa, según explican en la Federación de Cines de España.

El portavoz de las empresas dedicadas a la música, Kin Martínez, lamenta que la ampliación de la prestación de desempleo se aplique exclusivamente a los artistas y no a los técnicos de logística ni transporte.

Los representantes de la Federación de Gremios de Editores, creen que la SGR no funcionará perfectamente si no están representadas en ella todos los sectores de la industria cultural.

Fuente: El Mundo

Sobre el Autor:

José Pedro Martín Escolar
Licenciado en Derecho, Máster en Asesoría Fiscal y Abogado colegiado. Más de 15 años de experiencia en la dirección de Despachos Profesionales. Inversor en startups tecnológicas y fundador de Rosetta Advisor y del Centro de Innovación de Despachos Profesionales.

Deja tu comentario